25 mar. 2011

Adiós Mamá.



Te fuiste aún en verano.
De sol suave y tibia tarde.
"Contigo siempre estaré"
Dijiste sin soltar mi mano.
Yo, estúpida, callé.
En mi alma sentí la pena,
No importa aquel
"Siempre te recordaré"
Es una pena que arde...
A decirte cuanto te amo;
No alcancé.